Principal

Un canto para San Pablo


Gracias Señorů

Ayer la historia conoció a un hombre judío
que le dieron por nombre Saulo
alumno de Gamaliel
y conocedor de toda la ley.

(Coro)

Gracias Señor
Por habernos dado a San Pablo
Hombre de fuerza
Hombre de caminos
Que sin fronteras y límites
Llegó al corazón de la humanidad.

Ayer sostenía las capas de los verdugos de San Esteban
Tenía la fuerza de apresar a los cristianos
Con letras y permisos marchó con decisión
Pero en la penumbra de su egoísmo
Al Señor pudo escuchar.

San Pablo, el apóstol de las gentes,
el misionero a carta cabal,
quien con su vida y su voz
hizo a los extraños parientes,
a los lejanos les pudo abrazar
dejando en ellos su vida que tanto amó.

mrivassnchez@gmail.com